DestacadasTráfico

“Soy inocente”: Elba Ester Gordillo

La ex lideresa del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, Elba Esther Gordillo Morales, al reaparecer ante medios de comunicación reiteró su inocencia así como reprochó ser víctima de persecución política.

El proceso judicial en su contra fue producto de “una persecución política, de acoso e injusticia… para hacerme ver culpable de algo que no cometí… soy inocente”, afirmó frente a la proyección de su imagen encarcelada en una pantalla dispuesta para su rueda de prensa.

La política chiapaneca decretó que su libertad significa el desmoronamiento de la reforma educativa impulsada por Enrique Peña Nieto y a la cual, dijo, se destinó grandes cantidades de recursos en propaganda en lugar de un programa educativo de gran calado.

“Recuperé la libertad y la reforma educativa se ha derrumbado”, enfatizó para luego señalar: “No sufrí sola, también sufrieron las maestras y maestros de México, poseo una firme convicción que en defensa del magisterio nacional y de todos los trabajadores de la educación empeñé lo mejor de mí y no rehuí riesgo alguno”.

Ofreció disculpas a los integrantes del sindicato porque “algunas actitudes que se me atribuyeron hayan contribuido a que fuéramos un blanco fácil, un chivo expiatorio al que se le culpó de todo.

“Lamento que nos hayan responsabilizado de la compleja situación educativa del país, cuando la mayoría de los maestros hace lo mejor que puede con las herramientas insuficientes que el gobierno les da”, afirmó.

Acusó también traición de la actual dirigencia hacia la base trabajadora: “quienes debían defenderlos no lo hicieron y nos traicionaron”.

Llamó a los docentes del país a trabajar con empeño a favor de la infancia en este regreso a clases y a confiar que sus derechos “los defenderemos con puntualidad, que la dignidad del magisterio se volverá a valorar”.

Respecto al resultado de la elección consideró que “hemos recibido una gran lección ciudadana”  y que lo que venga a partir del primero de diciembre “debe plantearse con cuidado, sin obsesiones y sin odios, sin rencores por el pasado y pensando en el futuro”.

Gordillo Morales reconoció que “la educación que hoy tenemos no responde al tiempo que vivimos; nuevas voces, nuevas corrientes de pensamiento y una nueva sociedad nos obligan también cambios profundos” que el magistrado debe encabezar.

Etiquetas

Redacción El Queretano

Informamos y disfrutamos Querétaro. Hacemos periodismo útil y revelador. El Queretano es nuestras historias.

Deja un comentario

Botón volver arriba
Cerrar