Columna InvitadaMirador

Votantes

* Las elecciones pueden estar más polarizadas, pero el votante centrista sigue siendo fundamental.

LAS ENCUESTAS/Alejandro Moreno/Junio 10, 2022

Las elecciones del domingo pasado en seis entidades de la República nos demostraron, una vez más, el poder ciudadano a través del voto. Permítame hacer algunas descripciones y reflexiones con base en lo que observamos con las exit polls, encuestas a votantes realizadas a la salida de las casillas durante la jornada electoral.

1. El voto duro significó una cuarta parte del voto total emitido el domingo (27%). Las personas que se autoidentifican como muy morenistas (15%) fueron ligeramente más que quienes se sienten muy identificados con el PAN, PRI o PRD (12%). En Hidalgo, Oaxaca y Quintana Roo hubo mucho más voto duro de Morena, mientras que en Aguascalientes y Durango predominaron los votantes duros del PAN y del PRI. En Tamaulipas, el voto duro fue casi el mismo de cada lado.

2. Para los votantes duros del PAN, PRI y PRD, la principal razón del voto fue el partido político. Sin embargo, entre los morenistas duros, Morena no fue la principal razón del voto, sino el presidente Andrés Manuel López Obrador. Como bien señaló el dirigente de ese partido la noche de las elecciones: el voto duro de Morena fue una manifestación del obradorismo.

3. Los muy partidistas votaron por su partido o alianza en más de 90 por ciento de los casos. Hubo muy poca deserción y muy poco voto cruzando líneas partidarias. El voto duro actuó como tal.

4. Pero en las urnas predominaron las personas apartidistas (51%). Inclinaron la balanza en las contiendas que venían más cerradas, como Tamaulipas, pero también Aguascalientes y Durango. En Hidalgo, Oaxaca y Quintana Roo, los apartidistas votaron principalmente por la opción que a la postre resultaría electa. Las elecciones pueden estar más polarizadas, pero el votante centrista sigue siendo fundamental.

5. De acuerdo con las exit polls, los votantes apartidistas son más jóvenes y tienen mayores niveles de escolaridad, mientras que los votantes duros son de mayor edad y de menor escolaridad. Esto no es nuevo, ya lo habíamos observado en elecciones anteriores incluso a 2018, pero no deja de ser interesante como parte de la demografía de la conducta electoral y, quizás, útil para los estrategas electorales.

6. Los votantes distribuyeron el poder y cada opción política puede interpretarlo como triunfos o derrotas, según sirva a sus intereses, pero hay un mensaje inequívoco emitido el pasado 5 de junio: según los datos recopilados con las exit polls, los votantes dieron un espaldarazo muy claro al INE y a los organismos estatales conocidos como OPLE. El 87 por ciento de los votantes en los seis estados calificó como buena o muy buena la manera en que se llevaron a cabo las elecciones. Con una evaluación tan favorable, pareciera que el andamiaje electoral no requiere cambios mayores.

7. Las seis gubernaturas fueron electas por mayoría absoluta, es decir, con más de 50 por ciento de los votos. Y no se requirió ninguna reforma electoral, así como tampoco una segunda vuelta para ello. Este es otro mensaje de los votantes a quienes buscan cambiar las reglas de juego. Los votantes dan y los votantes quitan, con y sin enmiendas.

8. La participación registró una disminución con respecto a lo observado hace seis años en esos mismos estados, y no hay realmente una explicación de ello todavía. Tampoco está claro si la baja participación benefició o perjudicó a Morena o a la alianza opositora. Lo más probable es que los efectos sean diferenciados. Tamaulipas tuvo la contienda más cerrada (se decidió por una diferencia de apenas 5 puntos) y la mayor tasa de participación, cercana a 50 por ciento.

9. El domingo fueron electas dos gobernadoras. El voto femenino favoreció particularmente a la panista Teresa Jiménez en Aguascalientes, aunque no a la morenista Mara Lezama en Quintana Roo, donde la exit poll no arroja diferencias de apoyo entre hombres y mujeres. Entre las candidatas que atrajeron un apoyo importante pero no fueron electas, Marina Vitela en Durango tuvo más votos de hombres que de mujeres, y Carolina Viggiano en Hidalgo salió tablas, sin brecha de género.

10. Toda esta información es posible gracias a las y los votantes que se tomaron unos minutos de su tiempo para responder nuestras preguntas. A todos ellos, muchas gracias.

amoreno@elfinanciero.com.mx

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba