Social

El que quiere… Puede

El cheerleading  o porra como es conocido, es una mezcla de diversas disciplinas  tales como son el baile, la gimnasia artística, la acrobacia y la fuerza corporal, todas unidas a través de la música.

En Querétaro hasta hace unos 20 años era una actividad poco practicada y sobre todo muy relacionada con las mujeres, pero hubo quien rompió con ese  paradigma de las faldas y los pompones, como ejemplo Mario Tapia.

Daniel Mario Tapia, llego a esta ciudad a muy temprana edad, cursando sus estudios en el Colegio Salesiano donde sus cualidades como gimnasta llamaron la atención de la entrenadora del grupo representativo, aunque él le encuentra un motivo diferente a sus inicios en esta actividad.

«A uno de mis mejores amigos le gustaba una porrista, y asistíamos diario a verlas entrenar, hasta que la entrenadora se animó a invitarnos y así comenzó todo», platica Mario a EL QUERETANO

Mario, sin duda ha sido uno de los representantes del Cheer más destacados en el ámbito local, ha podido representar a nuestro estado y al país mismo en diferentes competencias nacionales e internacionales, comenzó hace casi 20 años con el equipo Ángeles y actualmente es miembro activo de Fly Gym Academy, además de ser el head coach de los representativos de la Universidad del Valle de México, campus Querétaro.

¿Por qué practicar «cheerleading»?

«El cheer es un deporte muy diferente, pero muy completo, debes saber gimnasia olímpica, baile, debes saber usar tu cuerpo y su fuerza para hacer  las cargadas, desarrollas  habilidades de trabajo en equipo y sobre todo te permite conocer lugares y personas increíbles a lo largo y ancho del país» nos cuenta el actual entrenador de la UVM lugar en el cuál además tiene un proyecto muy especial.

«Devolviendo al Cheer un poco de tanto que me ha dado»

El Coach Dan, como también es conocido, es una persona empática y agradecida, según lo describen algunos de sus pupilos, y él lo sustenta entrenando a un equipo representativo con capacidad y cualidades diferentes, el primer equipo en México del que se tenga registro, compuesto por chicos con síndrome de down de lo cual nos plática:

«Trabajar con muchachos con SD se dio por la empatía con las necesidades que ellos tienen, el ayudarlos a buscar su independencia más allá de las opiniones generales de las personas,  yo  a veces me identifico mucho con  ellos  porque mi situación de vida no ha sido de lo más normal, ser porrista, ser bailarín y  hombre no es lo más común, así que siempre he luchado por la inclusión de todos. Si la gente quiere y puede, hay que darles la oportunidad.

«El equipo tiene ya  un año y medio, tiempo en el que el progreso y el desarrollo de los muchachos ha visto grandes mejorías. De verdad no he tenido equipo más disciplinado que ellos, le echan ganas, todo les encanta, han desarrollado su capacidad de lenguaje, su capacidad escénica, son más desinhibidos y por supuesto han mejorado su capacidad motriz», relata.

Así pues, Mario una vez más rompe paradigmas y en compañía de sus muchachos le demuestra al mundo que las limitaciones están únicamente en la mente, hoy luchan por asistir a su primer competencia internacional, en donde esperamos tengan tanto éxito como hasta ahora.

 

Etiquetas

Redacción El Queretano

Informamos y disfrutamos Querétaro. Hacemos periodismo útil y revelador. El Queretano es nuestras historias.

Deja un comentario

Botón volver arriba
Cerrar