Arterias

Sobreviviendo a Netflix

En los últimos años, la tecnología ha modificado detalles que antes dábamos por sentados, cosas tan simples como hacer una llamada telefónica, enviar una carta, escuchar música o ver TV, son cosas que han cambiado por completo.

Una de las actividades que más ha evolucionado es la forma en cómo vemos películas en casa, hasta hace unos años, muchos de nosotros  esperábamos con ansiedad que apareciera algún título en nuestro video club  preferido, para ir de inmediato por ella disfrutarla en la comodidad del sillón, y si pensabas que eso había quedado atrás,  en EL QUERETANO te mostraremos un lugar por  el que pareciera no haber pasado el tiempo.

Con  casi 30 años de existencia, en la zona de Jardines de la Hacienda y las Plazas, aquí en la capital del estado, se encuentra el que al parecer es el último sobreviviente al incesante ritmo de las tecnologías, Sin duda las plataformas digitales han venido a desplazar a las grandes cadenas de video clubes que llegaron a México pero Don Javier Gómez la Madrid nos ha demostrado que con cariño y  devoción  uno de los últimos (si no es que el ultimo) Video Centro de la ciudad puede seguir adelante.

Su historia como muchas otras, se soporta en las coincidencias, siendo trabajador del Banco Nacional de México, Don Javier ya tenía el gusto  por los videos y las películas, organizando  pequeñas colecciones para los colegas del banco, pero tras el sismo de 1985 las cosas cambiaron un poco, su traslado a la ciudad de Querétaro y posteriormente su despido del banco, lo llevaron  a buscar una alternativa para pasar su tiempo y no aburrirse, tal como él nos cuenta.  

«A los dos meses de estar en casa, jugar póker, ir al boliche y recorrer todos los museos de la ciudad, estaba ya muy aburrido, así que  por consejo de mi mujer busqué trabajo en los clasificados del periódico, Pero no sabía hacer nada, así que  surgió la idea de poner un negocio y por casualidad  apareció la venta de un videoclub, así que lo tome e inicié en prolongación Zaragoza 201».

La dedicación hizo crecer el negocio, y por consejo de un buen amigo busco primero cambiarse a un local más grande para posteriormente enfilarse  como video club bajo una de las marcas más reconocidas en ese entonces, «Videocentro» y  al paso del tiempo logró ser la tienda que lideraba el mercado de las rentas  en Querétaro

¿Cuál fue la clave del éxito?

«Mi experiencia en el banco nacional me sirvió para dar buen servicio a la clientela por lo que me recomendaban con sus amigos y a la fecha aún hay personas que vienen a inscribirse motivados por el prestigio que ya tenemos, por otro lado me dicen que ya no hay más videoclubes y este  además de ser el último  cuenta con  un gran  catalogo», relata.

Inscribirse al video club es gratuito y  bien vale la pena recordar y volver a vivir  el ritual de ir con tu novia o familia  para decidir que película verán en casa, contando  con la ayuda y el atinado consejo de Don Javier, que siempre sabrá recomendarte la película perfecta, para la ocasión adecuada, mejor que Netflix o cualquier servicio de Streaming.

 

Etiquetas

Redacción El Queretano

Informamos y disfrutamos Querétaro. Hacemos periodismo útil y revelador. El Queretano es nuestras historias.

Deja un comentario

Botón volver arriba
Cerrar