Los TocablesMirador

El adoctrinamiento educativo

¿Qué diferencia hay entre adoctrinamiento y educación?

Educar es tratar de sacar el máximo provecho de las potencialidades intelectuales del individuo sin que éste pierda la objetividad. Adoctrinar es marcarle como imparciales y objetivos, criterios y conocimientos que no lo son.

Ya no solo se trata de poner a una persona sancionada por andar cobrando “moches”, como candidata a la gubernatura del Edomex, con todas la bendiciones del mesías, ni de poner a un títere en la SEP, demostrando que la educación no es prioridad.

Pero el adoctrinamiento si, esa es la prioridad.

El régimen pone al frente Leticia Ramírez quien fungía como directora de Atención Ciudadana del Gobierno federal, como nueva secretaria de Educación Pública en substitución de la maestra de la estafa, Delfina Gómez.

Que también hemos de decir que durante lo que lleva la #4T en el tema educativo no ha pasado absolutamente nada ni con Esteban Moctezuma y menos con Delfina, no presentaron ningún avance ni siquiera un proyecto para encajar en el contexto educativo actual, nada, ninguna adecuación a los tiempos actuales.

Ramírez llega a enfrentar, de facto, el terrible rezago educativo, la deserción escolar, y, en materia laboral, las exigencias de la CNTE, como eliminar todo tipo de evaluaciones docentes y el asunto de sus “presos políticos”, lo bueno es que esos detalles no importan.

Importa echar a andar el adoctrinamiento para los niños, la aplicación total de los nuevos planes y programas de estudios para que en todas las primarias comience un adoctrinamiento con las fantasías animada de ayer y hoy de la #4T, donde les dirán que el pasado fue peor que la inquisición y que el presente, pero sobre todo el futuro de bienestar y oportunidades que solo el régimen te brindará, solo hay que sentarse a esperar.

Para poner las cosas en su justa medida y pertenecientes al periodo obsuro de México, éstos son los nombres de los secretarios de educación que ha tenido México: José Vasconcelos, Justo Sierra, Miguel Díaz Lombardo, Joé María Pino Suárez, Moisés Sáenz, Jaime Torres Bodet, etc.

La #4T nos dio al empleado de Salinas Pliego, a la Maestra de la estafa y a una operadora política que va a cersiorarse que se haga la voluntad de su jefe en el sistema educativo mexicano.

Y no se trata de comentarios machistas o misóginos, como quieren desviar la atención, se trata de medir capacidades hombres y mujeres que estén aptos para desempeñar los cargos que se les asignen.

Yo sin ser pedagogo o ser experto en temas educativos, me atrevo a exponer estos puntos de vista, pero de algo estoy seguro es que a través de la vida he tenido la fortuna de aprender de grandes maestros y me dejaron claro que en rol del docente es otorgar a sus alumnos las bases para poseer un pensamiento crítico y autónomo.

Así, tal cual, no como lo que intentan hacer.

También es justo decir que gobiernos anteriores intentaron lo mismo, ejemplos sobran a través de nuestra historia.

Lo que realmente es preocupante es que lo llegamos a normalizar, al punto de permitirlo sin protesta alguna.

Y pues, desgraciadamente sí, primero los pobres, la máxima obradorista se cumple cabalmente al ser éstos los primeros en ser los conejillos de indias, los primeros adoctrinados de la #4T.

La educacion pública en manos del gobierno lo controla todo y solo si tienes la capacidad económica para acceder a una institución privada, tus hijos no se van a aventar el adoctrinamiento político intensivo de este nuevo régimen.

Con esto queda claro que no es del agrado de la nueva clase gobernante estar a cargo de una sociedad libre y responsable que pueda decidir bien informada, con un pensamiento autónomo y crítico.

Para que eso suceda hay que mostrar a la juventud, a los niños, las diferentes versiones de la historia, no imponer una ideología única.

Así las clases se van a convertir en discurso, en propaganda política, donde no se aceptan cuestionamientos, al grado que al docente ya no se le tendrá respeto, sino miedo.

Quieren enseñar qué pensar, no cómo pensar, pues hoy eso es peligroso.

El programa que quieren implementar en 900 escuelas a lo largo y ancho del país, no contó con la participación de nadie ajeno al gobierno, expertos, pedagogos y sociedad civil quedamos fuera de la nueva versión de los libros de Texto Gratuito. Ni la más terrorífica pesadilla neoliberal fue tan lejos.

Me pregunto si los papás sabrán de que se trata el asunto, si están de acuerdo con que se experimente con sus hijos, con lo más retrógrada y antipedagogíco del mundo.

¿Estarán al tanto de las consecuencias que puede traer este modelo retrógrada que plantean?

Estarán concientes que eso les va a generar su propia desgracia, pues los niños que asistan a escuelas privadas estarán mejor preparados y seguramente recibirán más oportunidades que los zombis que quiere crear López.

López y su corte saben que, una despensa y unas dádivas, lo solucionan todo.
Aprovecharse de la inocencia de los niños, de los niños pobres es realmente un acto miserable y un agravio a nuestra sociedad.

¿Lo vamos a permitir?

Héctor Guerrero

Periodista. Director en @politicamx @TiempoReal_mx y @losfuertes.mx Adicto a la información. Apasionado y en línea con los deportes y la política. México

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba