Subterráneo

Continúa el éxodo de michoacanos, por lucha entre carteles

El municipio de Villa Victoria, Michoacán se suma a otra decena de municipios de tierra caliente, donde sus habitantes han recurrido al éxodo para protegerse de la delincuencia organizada e impusieron toque de queda para protegerse de los constantes enfrentamiento entre el hampa y grupos policiales.

Y es que, de nueva cuenta civiles armados ingresaron al municipio, pero en esta ocasión fueron enfrentados por personal del Ejército Mexicano y Guardia Nacional, lo que provocó su retirada de inmediato.

Todo se registró la madrugada de hoy, cuando la calma del pueblo fue interrumpida por los motores de camionetas con gente armada.

Lo que no sabían los delincuentes que elementos del Ejército Mexicano y Guardia Nacional, pernotaban en las instalaciones del Auditorio Municipal.

El grupo delincuentes comenzó a realizar detonaciones de arma de fuego, lo que alertó a militares y federales que de inmediato salieron del Auditorio en busca de los delincuentes.

Al toparse los federales y militares con los integrantes del grupo armado, se registró un enfrentamiento a balazos por varios minutos.

Los delincuentes al ver que eran rebasados en número decidieron huyeron de inmediato del pueblo.

De acuerdo al reporte el municipio de Villa Victoria, ya se registra un importante éxodo de sus habitantes, ya que la mitad de su gente ha decidido huir rumbo al estado de Colima y dejar sus casas y todo tipo de pertenencias.

A decir de los propios ciudadanos, ellos mismos impusieron su toque de queda, al verse obligados a salvaguardar su integridad física y apenas se esconde el sol, buscan refugio en sus domicilios, para resguardarse de las agresiones de los delincuentes.

El municipio actualmente se encuentra sin policías Municipales, ya que desertaron y han decidido huir con sus familias a otro estado o municipio.

El centro de salud se encuentra cerrado por la inseguridad y esto ha obligado a los médicos y enfermeras a salir también del pueblo.

La Policía Michoacán se fue con la llegada del nuevo gobierno. Las tiendas abren sus puertas solamente unas horas, para abastecer con los pocos suministros a los vecinos.

Ante la inseguridad que se vive en el municipio las escuelas están cerradas en su totalidad y suspendidas sus clases.

Los habitantes del municipio de Villa Victoria, en una luz de esperanza por el arribo de militares y federales para garantizar la seguridad que tanto anhelan desde hace mucho tiempo, esperan que los uniformados no estén de paso y su llegada sea indefinida en beneficio del municipio de Villa Victoria o Chinicuila como también se conoce.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba